miércoles, 25 de abril de 2007

¿Estamos muy solos?

Ayer salía publicada en El País esta noticia sobre un joven que recibió 5.000 llamadas y mensajes tras colgar un vídeo en YouTube. Se ha hablado mucho de esto como una iniciativa solidaria y se ha sacado otra vez el tema de los "abrazos gratis" (vídeo aquí, noticia aquí). En realidad, el vídeo parece más bien obra de un chaval aburrido que quería hacer un experimento, aunque es posible que, viendo los resultados, haya querido ir más allá. De momento, ya ha colgado una continuación explicativa ante el revuelo que se ha montado.

A mí estas cosas me resultan muy curiosas. No me entendáis mal, no es que tenga nada en contra. Yo, personalmente, creo que no llamaría ni abrazaría, pero me parece estupendo que otros lo hagan. Pero lo cierto es que me llama la atención esta especie de exaltación de la amistad efímera. Es decir, ¿por qué podemos abrazar a un desconocido por la calle y sentirnos genial y no somos capaces de hacerlo con el compañero que se sienta al lado? ¿Por qué podemos hablar con desconocidos y no lo hacemos con nuestros padres? ¿Por qué no iniciamos una conversación con los que tenemos más cerca? Estoy generalizando, obviamente, pero parece que sólo somos capaces de abrirnos ante personas que, en realidad, no nos conocen de nada ni tienen por qué hacerlo, y no podemos hacerlo con los que realmente nos quieren o a los que les importamos -o viceversa-.

Qué sociedad tan extraña hemos creado. Parecemos necesitar desesperadamente dar y recibir un poco de afecto, pero somos incapaces de permitir que aquellos que ya están con nosotros traspasen nuestras armaduras. Eso sin hablar de lo narcisistas que somos -¡yo la primera!-, capaces de hablar horas y horas sobre estas cosas sin preocuparnos en absoluto de dar soluciones a los problemas reales de las personas. Quiero decir, que si una abuelita está abandonadísima en su casa, el hecho de que un desconocido la escuche durante cinco minutos no será más que una gran alegría momentánea. Puede que, mientras tanto, sus hijos estén en la calle abrazando a desconocidos.

Ya veis que soy muy escéptica con estas cosas. Por eso me ha hecho más gracia este vídeo-respuesta que cuelgo aquí.

Todo esto me ha recordado un poco a las flashmobs, de las que ya hablé aquí. Otra cosa que me llamó la atención y en la sí sería capaz de participar, pero que no por ello deja de resultarme curiosa.

13 comentarios:

SirApple dijo...

Completamente de acuerdo. Es increible cómo cogemos y nos ponemos a contar chorradas al primero que vemos (en el MSN, por ejemplo) sólo buscando descargarnos un rato cuando tenemos a nuestra familia tan cerca.

En cuanto a la iniciativa... en fin, lo de siempre. Somos tan egoistas que necesitamos aparentar que somos amables con los demás para así parecer maravillosos. Encima aun así aparecen oportunistas como estas chicas intentando echar mierda.

Miss Sinner dijo...

No entiendo muy bien de qué va este rollo... ¿El chaval pide que le llamen porque quiere desahogarse o para que la gente se desahogue con él?

De todos modos me parece muy triste.

Y el vídeo de respuesta... Tampoco lo pillo... ¿De qué se ríe exactamente? ¿Del chaval o de la gente que llama? Porque me parecen igual de penosos los dos casos.

Ais... ¡Qué mundo!
Un beso, Marmota ;-)

El lunático Barry dijo...

Tienes toda la razón marmota, así que lo único que puedo criticar es el colo del papel de las paredes del chaval a ver si llamaba a un pintor se ha mal interpretado el mensaje...

PD: -Abrazos.
+Conciencia.

La interrogación dijo...

Pues sí que nos estaremos volviendo un poco idiotas. Valoramos más lo que más lejos está. Y sin embargo, como dices tú, no somos capaces de hablar, abrazar o ayudar a los que más cerca tenemos. Vaya sociedad rara...

Mel dijo...

¿De verdad esperaba que nadie le llamase para sencillamente insultarle de alguna forma?

Tio

has puesto tu telefono en internet.

Es la razón por la que no lo ponemos todos los demás.

Y realmente todas estas cosas no sirven para nada. Es decir, la gente que llama a esto, es para o insultarle, para decirle lo bonito que es lo que está haciendo o sencillamente por querer participar en una idea original.

Es la misma razón por la que la gente devuelve los abrazos gratis. No por el cariño, solo por la originalidad del momento (es la misma gente, que si ve una pared con montones de chicles quiere dejar el suyo tambien)

Leónidas Kowalski de Arimatea dijo...

Lo primero que me viene a la cabeza es decir "qué hipócritas de mierda somos todos". Pero luego me para a pensar un poco, por primera vez en este mes (y estamos, creo, a día 25, y creo que la cosa no es tan sencilla. Precisamente porque no es tan sencilla me abstendré de opinar más, que no tengo el día metafísico.

En cualquier caso, interesante reflexión la que propones.

marmota dijo...

Miss Sinner, el chaval empieza diciendo que quiere hacer un experimento y que le llame quien quiera y luego dice que les escuchará o algo así (no me apetece volverlo a ver).

La respuesta que he colgado es de uno que dice que él se llama Ryan Fitzgerald (como el otro), que es el auténtico y que le llamen a él. Es una tontería, pero está bastante currado y me ha hecho gracia (sobre todo cuando al final le pregunta a su madre si no le importa que cuelgue su número en internet).

El que ha puesto Sirapple es de unas chicas que (si no recuerdo mal, porque lo he visto esta mañana) llaman al tío, éste no les coge y se cachondean todo el rato. Desde luego, me acuerdo fatal. :)

Mirko dijo...

Un poco inexpresivo el tío, ¿no? No sé..parece aburrido, no me apetece llamarle :-)
Bueno, ha puesto el tfno como experimento, para escuchar el tipo de gente que le llama. No es de sorprender que haya un montón que se dedique a insultarle, pero aún así no deja uno de pensar qué les lleva a hacerlo. Igual que en Internet charlamos con desconocidos de cosas que nunca compartiríamos con nuestros padres, hay gente aparentemente normal que en la Red se vuelve gilipollas y se comporta de la manera más ofensiva.
Y así se ha quedado el tío...
El del video respuesta no me ha hecho tanta gracia :-/

confin dijo...

Me ha gustado mucho tu reflexión... la sociedad busca sucedaneos afectivos, o a lo mejor, simplemente, alguna empresa está lanzando un nuevo producto al mercado.

q la gente se abrece sin conocerse es tan abusrdo como q se insulten sin conocerse.. y eso ha pasado toda la vida.

marmota dijo...

Bueno, en sí no tiene nada de malo querer abrazar, ayudar o lo que sea a un desconocido. Lo que pasa es que creo que el tema tiene mucho que ver con lo que dice Mel.

Respecto a las llamadas... Hombre, es evidente que con algo así va a haber gente tomándote el pelo. Aunque también es curioso que haya personas que aprovechen cualquier oportunidad para hacer el capullo (y no me refiero a hacer bromas sobre el tema, que me parece bastante normal, sino a llamar al tío para molestarle e insultarle).

De todas formas, los que llamen en serio, si los hay, ¿por qué no llaman directamente al teléfono de la esperanza? Les escucharán personas como este chaval, sólo que con preparación.

Baakanit dijo...

You tube a creado una serie de narcisistas increibles.

Bueno, lo van a llamar tanto que va a tener que cancelar el tel.

Saludos

Miss Sinner dijo...

Pues leyendo tu explicación, estoy de acuerdo con Mel.
¿De verdad esperaba que no hubiese cachondeo? Y eso que no es español.

Sobre lo de dar el número en internet... Simplemente hay que tener cuidado. Evidentemente publicarlo y vocearlo en un medio como YouTube es una insensatez, pero en privado, no veo el problema. Sólo hay que vigilar a quién se lo das.

Philip Oyhas dijo...

Abrazos gratis..abrazos gratis.. uff yo si fuese una rubia o morena tetona,le daba abrazos gratis y maaas..
En fin,que me parece una tontuna eso de los abrazos gratis la verdad.