lunes, 2 de octubre de 2006

Viaje al cielo

Esperando en la parada, veo un coche largo, negro y brillante a lo lejos. Pienso que es una limusina, y lo observo con interés. Cuando se acerca, me doy cuenta de que, en realidad, es un coche fúnebre.

Seguro que esto podría dar para algún tipo de reflexión pseudofilosófica...

Yo paso.


><

Publicado el 02.10.06 en ¿La curiosidad mató al gato?

No hay comentarios: